luca

LUCA: el tátaratataratataratatara…abuelo de los seres vivos

El árbol genealógico de los seres vivos se remonta unos 4.000 millones de años, fecha en la que surgieron las primeras formas de vida unicelulares en el planeta Tierra. LUCA (Last Universal  Common Ancestor) son las siglas en inglés con las que se denomina al Último Ancestro Común Universal de todos los seres vivos.

LUCA sería el protagonista principal en la teoría darwiniana de la evolución de las especies. Además, hay que aclarar que el acrónimo LUCA, no hace referencia a un determinado organismo. Sino a una especie concreta de organismos unicelulares que empezaron a dividirse, y que después evolucionaron durante miles de millones de años hasta dar lugar a los seres vivos que hoy por hoy habitan la Tierra. Pero, ¿dónde tuvo lugar su origen?

Ambientes térmicos extremos

Por las características primigenias de la Tierra en aquel momento, habrían vivido en estanques geotérmicos a temperaturas superiores a 90ºC. Lo que hoy conocemos como fuentes hidrotermales de los fondos oceánicos.

Ambientes térmicos más normales

Por el contrario, un estudio más reciente, mantiene que su localización se encontraría en ambientes mucho más frescos.

Estudios evolutivos

Investigadores del Instituto Pasteur en Francia, han llevado a cabo una batería de análisis genéticos y evolutivos. Con el fin de deducir las verdaderas condiciones ambientales donde se desarrolló LUCA.

La base de la investigación radicó en el análisis de secuencias de la enzima girasa invertasa. Esta enzima se halla en los organismos capacitados para tolerar elevadas temperaturas.

«La mera presencia o ausencia (de esta proteína) nos permite deducir información acerca de la temperatura óptima para el crecimiento de organismos extintos hace mucho tiempo, incluso tan lejanos como LUCA», concluía el informe de los científicos.

Los exámenes realizados apuntan la inexistencia de esta enzima en LUCA, por esta razón probablemente no hubiera sobrevivido a temperaturas tan extremas. Lo que lleva a los expertos a pensar, que las investigaciones buscaban encontrar respuestas en el sitio erróneo.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *